Bougainville 1943-44.

EE.UU., Gran Bretaña y la Commonwealth, Japón, China, resto de Africa..etc

Moderador: Fonsado

Responder
Avatar de Usuario
Tigre
General de Ejercito
General de Ejercito
Mensajes: 9157
Registrado: 23 Dic 2007 02:29
Ubicación: Argentina
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 9 veces

Bougainville 1943-44.

Mensaje por Tigre »

Hola a todos :D; algo al respecto.......................................

Infierno en la colina 700.

El plan estratégico estadounidense era claro: subir por las Islas Salomón para abrir una ruta directa a Filipinas, tomar Filipinas y luego proyectarse desde allí a Tokio. En 1942, los marines estadounidenses expulsaron a los japoneses de la primera de las Islas Salomón, Guadalcanal; En 1943, dolorosamente, sangrientamente, la 37º División de Infantería empujó a través de las selvas igualmente impenetrables de Nueva Georgia, arrastrando al mar lo que quedaba de los 15.000 japoneses que se defendían. La siguiente y última isla de las Salomón fue Bougainville, y allí las tácticas se alteraron drásticamente, aunque el concepto estratégico siguió siendo el mismo.

A principios de noviembre de 1943, la 3º División de Marines y la 37º División de Infantería desembarcaron en Bougainville con una misión ofensiva-defensiva. No se pensó en presionar a través de esta isla de 250 millas cuadradas y eliminar a los 25.000 japoneses en una acción brutal, costosa y lenta. En cambio, el plan era tomar solo una pequeña porción de Bougainville, tal vez seis millas cuadradas, incluido el mejor y más profundo puerto en la Bahía de la Emperatriz Augusta. Dentro de esas seis millas cuadradas, se construiría un importante campo de aviación, desde el cual los aviones estadounidenses podrían extenderse sobre el Pacífico Sur hasta Filipinas, garantizando la seguridad desde el aire para los convoyes y las fuerzas especiales que invadirían Filipinas en octubre de 1944.

El I Cuerpo Anfibio de Infantería de marina (Marines) con sus grandes unidades, la 3º División de Marines y la 37º División de Infantería (US Army) ejecutaron los primeros desembarcos en la Bahía de la Emperatriz Augusta, Bougainville, Islas Salomon a comienzos de Noviembre de 1943. Los Marines fueron primero el 1º, siendo seguidos por la 37º División de Infantería el 08.

Para el 13 de noviembre, las unidades de Marines y del Ejército habían alcanzado su objetivo de 2 millas de profundidad contra la resistencia terrestre y los ataques aéreos enemigos relativamente moderados. Durante los siguientes cuatro meses, la posición se consolidó, se construyó el aeródromo y se estableció el trampolín hacia Filipinas. La lucha había sido limitada; Era obvio que los japoneses habían asumido, y esperaban, que las tropas estadounidenses los perseguirían a través del terreno de la jungla, donde los japoneses podían infligir grandes bajas a los estadounidenses mientras se abrían paso, yarda por yarda, a través de esas selvas. Para marzo de 1944, los japoneses se dieron cuenta de que los estadounidenses iban a quedarse sentados, ocupando líneas defensivas. Si querían matar a su enemigo y, lo más importante, eliminar el vital campo de aviación, los japoneses tendrían que atacar el frente de la cabeza de playa.

Imagen
Situación de las Islas Salomon.........................................................................
https://static.cambridge.org/binary/ver ... tatus=live

Fuentes: Battle for Bougainville - Hell on Hill 700. Stanley A. Frankel

Saludos. Raúl M :carapoker:.



Avatar de Usuario
Tigre
General de Ejercito
General de Ejercito
Mensajes: 9157
Registrado: 23 Dic 2007 02:29
Ubicación: Argentina
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 9 veces

Re: Bougainville 1943-44.

Mensaje por Tigre »

Hola a todos :D; algo más.......................................

Infierno en la colina 700.

El perímetro estadounidense estaba salpicado de varias colinas y valles. La famosa Colina 700 estaba justo en el centro del perímetro, elevándose sobre toda el área con una vista clara del aeródromo. La Colina 700 fue la pieza clave de las defensas estadounidenses, la clave para mantener las posiciones del perímetro a su derecha e izquierda y, finalmente, el aeródromo. Las divisiones 3º de Marines y la 37º División de Infantería se extendieron ligeramente a lo largo de este perímetro de dos millas, con fuerzas en reserva que podrían enviarse hacia donde sea que los japoneses pudieran abrirse paso. Se enviaron patrullas para buscar y reparar las concentraciones de tropas japonesas. Se tomaron algunos prisioneros, y varios rápidamente confesaron que el comando japonés finalmente había entendido el concepto defensivo y el plan táctico de los Estados Unidos con la colina 700 como su corazón.

Durante los meses de noviembre, diciembre y primera parte de enero los aviones japoneses efectuaron incursiones aéreas nocturnas causando algunos daños. El Major General O.W. Griswold, Comandante del XIV Cuerpo, asumió el comando de ocupación de Bougainville, el 15 de Diciembre de 1943 y la División de Infantería Americal (Major General John R. Hodge) llegó para relevar a los Marines.

El 08 de marzo, comenzó el inevitable masivo ataque japonés, y no disminuyó hasta el 13 de marzo, cuando la colina 700, que había sido parcialmente ocupada por los japoneses, fue retomada por las fuerzas de la 37º División, que aniquilaron a miles de japoneses en la fase de recuperación.

A las 06:00 de la mañana del día 08, el primer proyectil de artillería del ataque japonés cayó en el sector del 145º Regimiento de Infantería. El enemigo comenzó a llevar la lucha hasta los estadounidenses.

La cabeza de playa estadounidense estaba en una llanura costera al pie de la imponente Cordillera del Príncipe Heredero, montañas volcánicas en poder de los japoneses. El enemigo también ocupó el resto de Bougainville, dándoles un elefante blanco en comparación con el potente ratón de los estadounidenses. Las dos divisiones estadounidenses no podían extender su perímetro más allá de las estribaciones más cercanas con vistas a la cabeza de playa. Lo mejor que podían hacer era aferrarse a las alturas menores que dominaban el campo de aviación y negar esas colinas a la artillería enemiga.

El fuego hostil provenía de posiciones japonesas en Blue Ridge, colinas 1001,1111, 500 y 501 y el valle del río Saua. El fuego de solo unas pocas piezas pudo alcanzar el aeródromo desde esas posiciones, pero esas exiguas granadas insinuaron el potencial destructivo japonés si pudieran colocar sus armas en las colinas que defendía la 37º División, principalmente la colina 700.

A las 07:00 horas, el 2º Batallón, 145º de Infantería, recibió algunos proyectiles perdidos de armas pequeñas, lo suficiente como para alertar a todas las posiciones y alentar a los hombres a limpiar sus rifles M-1. Las patrullas de corto alcance descubrieron que el enemigo se estaba reuniendo frente al 2º Batallón, y se pensó que el ataque principal sería contra la colina 700.

Los proyectiles continuaron cayendo, no solo en la pista de aterrizaje, sino también sobre el 145º, el 6º Batallón de Artillería de Campaña, el 54º Batallón de Artillería de Costa y los 77º y 36º Seabees. Las bajas fueron leves, pero los estadounidenses estaban tensos. La inexactitud del fuego japonés hizo que incluso la instalación estadounidense menos estratégica estuviera sujeta a esos salvajes golpes. Los constructores con casco de acero colocado mantuvieron la pista de aterrizaje en funcionamiento, llenando agujeros y alisando cráteres de proyectiles. Los aviones aterrizaron y despegaron con desprecio casual. Sin embargo, se destruyeron algunos aviones, y se consideró seriamente la posibilidad de declarar la pista de bombarderos fuera de los límites.

Imagen
Cabeza de playa y ataques japoneses.........................................................................
https://www.4point2.org/hist-82-p1.htm#chapter-2

Fuentes: Battle for Bougainville - Hell on Hill 700. Stanley A. Frankel

Saludos. Raúl M :carapoker:.

Avatar de Usuario
Tigre
General de Ejercito
General de Ejercito
Mensajes: 9157
Registrado: 23 Dic 2007 02:29
Ubicación: Argentina
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 9 veces

Re: Bougainville 1943-44.

Mensaje por Tigre »

Hola a todos :D; algo más.......................................

Infierno en la colina 700.

Al mediodía, la última patrulla fue reportada por el 145º, y los obuses combinados del 135º de Artillería de Campaña, del 6º de Artillería de Campaña, el 140º de Artillería de Campaña, ela 136º de Artillería de Campaña y dos batallones de la artillería de la División Americal estaban preparados para el fuego de área donde los japoneses se movían desde las áreas de reunión detrás de las colinas 1.111 y 1.000 hacia las líneas estadounidenses. Los japoneses del 3er batallón, del 23º de Infantería y el 13º de Infantería (menos un batallón) se apiñaron hacia la colina 700 para unirse al 2do batallón, del 23º de Infantería, que se había infiltrado antes.

Durante dos horas, miles de proyectiles de artillería mediana y pesada estadounidense cubrieron la zona del objetivo. Más tarde, un prisionero admitió que el 3er Batallón, del 23º de Infantería japonés, fue prácticamente aniquilado durante este bombardeo; Dijo que el resto de las tropas escaparon de un destino similar al acercarse lo suficiente a las líneas estadounidenses como para ponerse dentro de ese paraguas de seguridad. Anticipándose a esta artimaña, los observadores de artillería estadounidenses habían pedido fuego cada vez más cerca de las líneas del frente de la 37º División.

Aún así, el enemigo estaba en una excelente posición. Una vez que los japoneses se acercaron a los estadounidenses, fue difícil para la artillería propia alcanzar a un enemigo escondido literalmente debajo de las líneas del frente. Los morteros golpearon en la oscuridad con resultados no observados. Solamente el 136º de Artillería de Campaña disparó 1.239 proyectiles ese día. Aquellos que ocupaban los puestos de observación gritaron que el enemigo estaba subiendo la colina después de que el fuego de artillería había finalizado. Varias trampas explosivas y dispositivos de advertencia explotaron cerca de las posiciones de las Compañías E y G, del 145º de Infantería, y los hombres en los agujeros del perímetro respondieron con armas pequeñas y morteros. El enemigo respondió con rifles y morteros de rodilla. La niebla y la lluvia hacían que la oscuridad fuera impenetrable.

Durante ese ataque nocturno, un dispositivo preparado por el sargento Otis Hawkins demostró ser invaluable. Tan pronto como los primeros japoneses comenzaron a sacudir el alambre de púas en el perímetro, Hawkins ordenó que se dispararan bengalas de mortero y se tiraran los cables, disparando cubos de galones de petróleo encendidos por granadas de fósforo. Con la ayuda de esta iluminación artificial, Hawkins dirigió 600 granadas de fuego de mortero de 60 mm, y los fusileros atraparon a muchos japoneses que habían contado con la oscuridad y la confusión para ayudarlos a lograr su objetivo.

En el límite entre las compañías E y G, un centinela alerta mató a dos japoneses que se habían arrastrado a través del cable, y el 2º Batallón, 145º de Infantería, informó de una posible penetración en la colina 700. Al amparo de fuertes lluvias y oscuridad, utilizando torpedos Bangalore y dinamita para abrir brechas en el alambre y haciendo avanzar a un batallón completo directamente hacia los emplazamientos estadounidenses avanzados, los japoneses pusieron el pie por la puerta.

Imagen
Soldados japoneses muertos en alrededores de la colina 700.........................................................................

Fuentes: Battle for Bougainville - Hell on Hill 700. Stanley A. Frankel
US WWII Bougainville Photo Group –US & Japanese KIA -GRAPHIC. Historical Media, LLC

Saludos. Raúl M :carapoker:.

Avatar de Usuario
Tigre
General de Ejercito
General de Ejercito
Mensajes: 9157
Registrado: 23 Dic 2007 02:29
Ubicación: Argentina
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 9 veces

Re: Bougainville 1943-44.

Mensaje por Tigre »

Hola a todos :D; algo más.......................................

Infierno en la colina 700.

Manteniéndose firmes, los soldados irremediablemente abrumados del 2º Batallón, 145º de Infantería, vivieron o murieron donde estaban apostados. Los japoneses asaltaron un puesto de observación de mortero aislado de la Compañía E, situado en una loma en el perímetro exterior y apodado cariñosamente "Nariz de la Compañía E". El enemigo logró cortar tres de los cuatro obstáculos dobles de alambre protector antes de que un sargento, investigando el ruido, saliera de su fortín y los descubriera.

Justo cuando los japoneses colocaron un torpedo Bangalore debajo del cuarto alambrado doble, el sargento abrió fuego con su Rifle Automático Browning (BAR) y atrapó a ocho japoneses en el alambre. Aferrando a otros japoneses más con su BAR, llamó a una concentración de mortero de 60 mm, la regló dentro y alrededor del alambre, volvió a su fortín y luego pidió concentraciones constantes, alrededor y a menudo detrás, de su posición durante la noche. El sargento y sus hombres sobrevivieron.

No tan afortunados fueron el Sargento William I. Carroll, Jr., el Soldado John W. Cobb, el Soldado Armando W. Rodriguez y el Soldado Howard E. Ashley de la Compañía G. Luchando desesperadamente por su gran emplazamiento, fueron atrapados por japoneses que los atacaron desde todos los lados. Sin tener en cuenta una posible ruta de escape porque reconocieron la importancia estratégica de su posición, decidieron mantenerla, esperando refuerzos.

Los cuatro soldados dispararon rifles y lanzaron granadas de mano, y Rodríguez apuñaló a un soldado enemigo que se acercó. Su cuchillo fue encontrado más tarde en otro soldado japonés muerto a 100 yardas de distancia. Un fanático japonés empujó un torpedo Bangalore al lado del fortín, y la explosión aturdió a los ocupantes. Los japoneses corrieron al emplazamiento. Semiconscientes, los cuatro hombres dispararon y lucharon con el enemigo. Al día siguiente, cuando se recuperaron los cuerpos de los valientes estadounidenses, se encontraron 12 japoneses muertos dentro del fortín. Probablemente muchos más de los cientos de japoneses sin vida encontrados alrededor de esa posición fueron muertos por esos cuatro soldados.

Al amanecer, elementos del 23º de Infantería, 6º División japonesa, habían ocupado una porción de la pendiente norte y dos posiciones estratégicas en la cresta de la colina 700, penetrando las líneas estadounidenses unas 50 yardas de profundidad y 70 yardas de ancho. A las 07:00 horas, un observador avanzado percibió un nuevo ataque en el horizonte y le dijo a su batallón: "que caiga tan cerca de mí como pueda". La respuesta de la artillería disipó el nuevo ataque japonés. El saliente enemigo fue recuperado cuando las líneas del 145º se extendieron alrededor de la ladera sur de la colina 700.

Imagen
Personal de sanidad recupera la "dog-tag" de una baja estadounidense en alrededores de la colina 700...............................

Fuentes: Battle for Bougainville - Hell on Hill 700. Stanley A. Frankel
US WWII Bougainville Photo Group –US & Japanese KIA -GRAPHIC. Historical Media, LLC

Saludos. Raúl M :carapoker:.

Avatar de Usuario
Tigre
General de Ejercito
General de Ejercito
Mensajes: 9157
Registrado: 23 Dic 2007 02:29
Ubicación: Argentina
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 9 veces

Re: Bougainville 1943-44.

Mensaje por Tigre »

Hola a todos :D; algo más.......................................

Infierno en la colina 700.

Al mediodía, elementos del 1º y 2º batallones, 145º de Infantería, contraatacaron para recuperar los fortines perdidos. Se hicieron algunos progresos al este de la penetración y en la ladera sur de la colina 700, pero la daga japonesa aún cortaba el perímetro estadounidense. Artillería japonesa y proyectiles de mortero cayeron sobre las tropas que sufrían sus efectos, y los francotiradores japoneses se mostraban aquí y allá. Las posiciones de artillería de campaña enemigas fueron vistas en Blue Ridge, y el 135º de Artillería de Campaña las contraatacó. Los morteros pesados lanzaron sus proyectiles en la retaguardia de las avenidas de aproximación enemigas.

A las 22:00 horas se recuperaron algunos fortines más, pero los japoneses rechazaron los intentos de recuperar las posiciones restantes en el terreno dominante de la colina 700. La contra pendiente estaba salpicada de trincheras japonesas, y los refuerzos seguían avanzando sobre los cadáveres de sus camaradas, chocando de frente con los atacantes estadounidenses.

La oscuridad desalentó mucha agresividad, pero durante la noche los japoneses hablaron y silbaron mientras rellenaban sacos de arena estadounidenses y ampliaban las trincheras conquistadas, fortaleciendo sus propias posiciones precarias. El 135º de Artillería de campaña había gastado 2.305 proyectiles durante el día. Esa tarde, dos tanques ligeros del 754º Batallón de Tanques habían tratado de eliminar los focos de resistencia con poco éxito. Durante el día, los estadounidenses habían perdido a un oficial y 28 hombres muertos y cuatro oficiales y 135 hombres heridos. Las pérdidas japonesas fueron 511 muertos.

La noche del 09 de marzo fue inquietantemente tranquila, y a la mañana siguiente los estadounidenses atacaron a los japoneses, que parecían ganar fuerza con cada hora que pasaban excavando e infiltrándose. Un batallón provisional del 251º de Artillería antiaérea ocupaba un sector de la línea del 145º de Infantería y con una precisión aterradora colocaba los disparos de sus cañones antiaéreos de 90 mm sobre blancos casi a quemarropa en las colinas. A las 11:15 horas del 10, 36 bombarderos estadounidenses atacaron blancos marcados con proyectiles fumígenos de artillería. El 135º, 140º y 136º de Artillería de campaña y la 145º compañía de cañones de infantería seguían disparando. Al mediodía, se informó que las tropas japonesas se movían hacia el sur a lo largo del río Laruma; La artillería estadounidense desplazó brevemente sus fuegos sobre este nuevo objetivo.

A las 17:00 horas los 1º y 2º Batallones, 145º de Infantería atacó de nuevo, suponiendo que la resistencia japonesa se había suavizado lo suficiente. Utilizando torpedos bangalore, bazookas y cargas explosivas en pértigas, los soldados de infantería lucharon por los fortines enemigos en la cresta de la colina 700. La línea principal de resistencia se restableció tenuemente con la excepción de una brecha de 30 o 40 yardas en las líneas. Cuatro fortines permanecieron en posesión japonesa. El suministro de municiones era un gran problema, y los hombres se quedaron sin granadas de mano en medio del ataque. Los proyectiles de artillería y morteros japoneses cayeron esporádicamente.

Imagen
Soldados de infantería de la 37º División se desplazan por el perímetro defensivo en Bougainville...............................

Fuentes: Battle for Bougainville - Hell on Hill 700. Stanley A. Frankel
US WWII Bougainville Photo Group –US & Japanese KIA -GRAPHIC. Historical Media, LLC

Saludos. Raúl M :carapoker:.

Avatar de Usuario
Tigre
General de Ejercito
General de Ejercito
Mensajes: 9157
Registrado: 23 Dic 2007 02:29
Ubicación: Argentina
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 9 veces

Re: Bougainville 1943-44.

Mensaje por Tigre »

Hola a todos :D; algo más.......................................

Infierno en la colina 700.

A las 18:00 horas, la 37º Tropa de Reconocimiento de caballería fue traída al sur y al este de la colina 700; luego avanzó a posiciones muy complicadas en el área de la Compañía G. Durante la noche, se detectó un aumento de las murmuraciones y corridas japonesas frente a Cannon Hill, y el 3er Batallón del Teniente Coronel Russell A. Ramsey en Cannon Hill informó que los japoneses habían recurrido a petardos y otras artimañas para atraer fuego. Las bajas estadounidenses para ese día fueron siete soldados muertos, y siete oficiales y 123 de otros rangos heridos. Trescientos sesenta y tres japoneses fueron aniquilados. Los sectores del 129º y 148º de Infantería habían estado relativamente tranquilos, aunque las patrullas se toparon invariablemente con escuadras y pelotones enemigos.

Durante la tarde del 10 de marzo, el Brigadier General Charles F. Craig, Asistente del Comandante de la división, visitó a los comandantes del regimiento y de los batallones del 145º de Infantería en la ladera sur de la colina 700 para observar la situación de parte del Comandante de la división. Ya era tarde en la noche para que pudiera regresar en un semioruga por el camino plagado de proyectiles por el que había venido.

Durante esa noche, el Sargento. William A. Orick, de la sección de inteligencia del regimiento, con dos hombres que se habían unido a él, tuvo una escaramuza con el enemigo en la cima de la colina 700; sus compañeros fueron bayonetados y evacuados a la estación de socorro del batallón. Al regresar solo al sitio de la lucha, Orick deslizó un lazo de cable telefónico sobre el pie de un oficial japonés muerto en la lucha y luego lo sacó de la cima de la colina. En su cuerpo se encontraron planes para el ataque a la cabeza de playa, con mapas y direcciones. Esa información fue trasladada a la sección G-2 (Inteligencia) de la División.

Durante las primeras horas de la mañana del 11 de marzo, el enemigo maniobró hacia el frente y ocupó un fortín vacío en la pendiente delantera de la colina 700. Con sus posiciones de contra pendiente frente a la colina 700 como un trampolín, los japoneses lanzaron un nuevo asalto al amanecer. El 23º de Infantería de la 6º División japonesa atacó a lo largo del frente desde la colina 700 hasta Cannon Ridge. Llegaron en oleadas, un batallón entero atacando en un frente de pelotón. Blandiendo sus preciados sables, chillando "¡Chusuto!" ("¡Malditos sean!"), Los oficiales enemigos subieron la cuesta y se precipitaron hacia adelante en una admirable muestra de valor ciego. Los hombres gritaron en respuesta: "¡Yaruzo!" ("¡Hagámoslo!") Y luego "¡Harimosu!" ("¡Lo haremos!"). Cuando se acercaron a los estadounidenses, sus líderes gritaron: "¡San nen kire!" o "¡maten mil hombres!".

Estos gritos de batalla sonaron como silbidos en la oscuridad para los GIs (apelativo del soldado estadounidense de infantería - ground infantry). Segados por el intenso fuego de la infantería atrincherada, los japoneses seguían cayendo sobre los cuerpos de sus camaradas, avanzando inquebrantablemente hacia las bocas de las armas. Las luchas en la colina 700 y Cannon Hill fueron tan casi a quemarropa que solo las armas de infantería pudieron ser utilizadas para repeler las olas de asalto. El ataque a Cannon Hill llegó a su fin y a las 20:00 horas, los aturdidos restos de un batallón japonés se habían retirado, dejando a cientos de camaradas muertos apilados frente a la línea del 145º.

Imagen
Soldados japoneses muertos en los combates por la Colina 700 – Bouganville Marzo de 1944................................................

Fuentes: Battle for Bougainville - Hell on Hill 700. Stanley A. Frankel
US WWII Bougainville Photo Group –US & Japanese KIA -GRAPHIC. Historical Media, LLC

Saludos. Raúl M :carapoker:.
Última edición por pepero el 10 Jul 2020 09:13, editado 1 vez en total.
Razón: Editado a petición del usuario.

Avatar de Usuario
Tigre
General de Ejercito
General de Ejercito
Mensajes: 9157
Registrado: 23 Dic 2007 02:29
Ubicación: Argentina
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 9 veces

Re: Bougainville 1943-44.

Mensaje por Tigre »

Hola a todos :D; algo más.......................................

Infierno en la colina 700.

En medio del asalto japonés, el Teniente Clinton S. McLaughlin, Jefe de la Compañía G, corrió de un fortín a otro en el fragor de la batalla, alentando y dirigiendo a sus hombres; se detuvo ocasionalmente para devolver el fuego de unos pocos japoneses persistentes cuyas balas destrozaron su ropa, pincharon su cantimplora y lo hirieron dos veces. Cuando los japoneses llegaron a unos pocos pies de la posición más avanzada del pelotón, McLaughlin saltó al emplazamiento principal, que ya había sido flanqueado por el enemigo. Entonces él y el sargento. John H. Kunkel, disparando a quemarropa a los invasores, pudieron disipar la amenaza. La pila de cuerpos frente a su posición ascendía a más de 185. Tanto McLaughlin como Kunkel fueron galardonados con la Cruz de Servicio Distinguido.

En la colina 700, los soldados enemigos lograron conservar una parte de sus salientes, y las nuevas tropas japonesas siguieron avanzando, tratando de ocupar nuevas posiciones y reforzar las viejas. En este momento, los soldados del 145º de Infantería estaban cerca del agotamiento físico por la lucha continua de tres días. El 2º Batallón del Teniente Coronel Herb Radcliffe, 148º de Infantería, que había sido alertado la noche anterior, llegó a una zona a retaguardia y se preparó para ayudar al 145º de Infantería en sus esfuerzos por recuperar las posiciones perdidas.

Volver a tomar las posiciones controladas por el enemigo en la colina 700 fue una tarea desalentadora. Los estadounidenses tuvieron que asaltar los fortines controlados por el enemigo arrastrándose por una pendiente tan empinada que era difícil asegurar y mantener un punto de apoyo. Agregado a esto sufrían fuego de ametralladora fulminante, fuego de fusil y granadas, y los obstáculos parecían casi insuperables. Las armas japonesas barrieron todas las vías de aproximación. Sus posiciones estaban a solo 25 yardas de y con vistas a la carretera principal de suministro. Sus armas en la cresta de la colina cubrían la cresta con fuego intenso, preciso y mortal. Aproximadamente a 100 yardas a retaguardia de esas armas emplazadas en el terreno, otras ametralladoras en los árboles situados en la cima de la colina también barrieron todo el frente. Con la excepción de unos pocos árboles dispersos y una serie de trincheras poco profundas, había poca cobertura disponible para las tropas que avanzaban cuesta arriba.

Los tanques y los vehículos blindados tripulados por los conductores del 37º de Reconocimiento de caballería eran el único medio seguro de transportar víctimas y suministros hacia arriba y hacia abajo por la carretera principal de suministros. La evacuación había sido peligrosa y desgarradora desde el principio. En el primer día de la lucha, los camilleros llevaron a los heridos a mano por un sendero de montaña hasta el área de socorro del 1er Batallón, 145º. La ruta fue larga y dolorosa, y la única alternativa era el camino de suministro.

Fuentes: Battle for Bougainville - Hell on Hill 700. Stanley A. Frankel
US WWII Bougainville Photo Group –US & Japanese KIA -GRAPHIC. Historical Media, LLC

Saludos. Raúl M :carapoker:.

Avatar de Usuario
Tigre
General de Ejercito
General de Ejercito
Mensajes: 9157
Registrado: 23 Dic 2007 02:29
Ubicación: Argentina
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 9 veces

Re: Bougainville 1943-44.

Mensaje por Tigre »

Hola a todos :D; algo más.......................................

Infierno en la colina 700.

El día 09, las ambulancias intentaron recoger el guante y tuvieron éxito. Animado, un convoy de jeeps con camillas y ambulancias de las Compañías de Recolección A y B, 112º Batallón Médico, condujo hacia el grupo motorizado de la Compañía G, un área segura para vehículos a motor. La ruta desde allí era peligrosa, y el Coronel Cecil B. Whitcomb, comandante del 145º de Infantería, explicó a los conductores que no les ordenaría romper este bloqueo japonés.

Ocho hombres se fueron solos de todos modos, y aunque estuvieron bajo fuego la mayor parte del recorrido, recuperaron a sus heridos con seguridad. Los conductores Bob Pittman y "Doc" Davis fueron ligeramente heridos por fragmentos de mortero. El soldado Joe Bernard de la Compañía A experimentó que su ambulancia fuera alcanzada en el capó, la cabina y finalmente el parabrisas por dos francotiradores japoneses. Entonces se llamó a los semiorugas. Diecisiete semiorugas realizaron, a partir de entonces, constantes viajes de ida y vuelta desde las líneas hasta las estaciones de socorro.

Contra los obstáculos del terreno, el suministro y la determinada resistencia japonesa, el 2º Batallón, 148º de Infantería, se preparó para entrar en acción. El Teniente Coronel Radcliffe y sus cinco comandantes de compañía hicieron un reconocimiento del sector, y Radcliffe luego presentó sus recomendaciones para un ataque al Brig. Gen. Charles Craig, que representaba al comandante de división en el Pto Cdo del 2º Batallón, 145º de Infantería.

Los planes exigían un envolvimiento inmediato de las posiciones enemigas restantes en colina 700 por parte de la Compañía E. Los planes fueron aprobados y a la 13:20 horas del día 11 el primer explorador de la Compañía E se movió con cautela hacia la línea de partida.

La escuadra de vanguardia del pelotón derecho de la Compañía E se arrastró torpemente cuesta arriba. Dirigidos por el Teniente Broadus McGinnis, 11 hombres cruzaron la cresta juntos. Ocho hombres fueron muertos al instante, derribados por fuego de ametralladoras desde el frente y los flancos. El Teniente McGinnis y otros tres hombres se sumergieron con seguridad en una zanja de conexión en el lado enemigo de la colina y capturaron un fortín al matar a los tres ocupantes japoneses.

Fuentes: Battle for Bougainville - Hell on Hill 700. Stanley A. Frankel
US WWII Bougainville Photo Group –US & Japanese KIA -GRAPHIC. Historical Media, LLC

Saludos. Raúl M :carapoker:.

Avatar de Usuario
Tigre
General de Ejercito
General de Ejercito
Mensajes: 9157
Registrado: 23 Dic 2007 02:29
Ubicación: Argentina
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 9 veces

Re: Bougainville 1943-44.

Mensaje por Tigre »

Hola a todos :D; algo más.......................................

Infierno en la colina 700.

Desde su posición privilegiada en el fortín, McGinnis gritó instrucciones al resto de su pelotón durante toda la tarde. A las 16:00 horas, mientras miraba fuera de la casamata para determinar las intenciones del enemigo, fue muerto por el abrupto fuego de una ametralladora. Otros avances se consideraron suicidas, y a las 19:00 horas. La Compañía E recibió la orden de cesar el ataque, reorganizarse, mantener el terreno que podía ocupar y complementar sus defensas con un pelotón de ametralladoras pesadas de la Compañía H.

Los equipos de alambre de la Compañía G colocaron alambradas de concertina en la brecha entre pelotones, que estaba cubierta por fuego desde posiciones en la contra pendiente de la colina. El resto del batallón, mientras tanto, se había establecido para pasar la noche en el área de reunión a vanguardia. Las operaciones del día, aunque no lograron restaurar la línea principal de resistencia, sí evitaron una mayor penetración de los japoneses.

A las 08:00 horas de la mañana siguiente, las compañías E y F atacaron nuevamente en un doble envolvimiento coordinado, con la compañía G en reserva y la compañía H en apoyo general. Las dos compañías atacantes bordearon lentamente la colina hacia la derecha y hacia la izquierda, permaneciendo lo más en desenfilada posible para evitar las ametralladoras japonesas que dominaban la cresta en ambas direcciones. Luego se dispersaron por la empinada pendiente. Utilizando todos los medios a su alcance, desde granadas de humo y de fragmentación, hasta lanzallamas, lanzacohetes y dinamita, los estadounidenses comenzaron a llegar a la cima de la colina 700 contra la incesante resistencia japonesa.

En el lado de la colina de la Compañía F, un equipo lanzallamas - Soldado Robert L.E. Cope y Soldado Herbert Born de la Compañía del Cuartel General del 2º Batallón - se arrastraron para destruir un fortín enemigo desde el cual el fuego de ametralladoras retrasó el avance de la compañía. Los dos soldados se habían unido al regimiento después de la campaña de Nueva Georgia y ahora estaban viendo su primera acción. Se movieron hacia adelante, arrastrando el voluminoso equipo sobre un terreno peligrosamente expuesto al fuego de armas automáticas japonesas hasta que estuvieron a 10 yardas del objetivo. En ese momento, de repente se levantaron a la vista de los japoneses y rociaron el emplazamiento con fuego líquido, destruyéndolo y matando a sus ocupantes. Luego, la pareja regresó a través de la misma área peligrosa, recargó su lanzallamas y regresó para destruir otro fortín. Repitieron la acción por tercera y cuarta vez. En total, cruzaron el sector expuesto cinco veces y eliminaron cuatro posiciones enemigas.

El lanza cohetes, o bazuca, aún no había sido disparado en acción por el 148º. Los Sargentos de Estado Mayor Jim L. Spencer y Lattie L. Graves le dijeron al Teniente Oliver Draine que se ofrecerían como voluntarios para echarle un vistazo. Precediendo a la compañía hasta que llegaron a una zanja poco profunda a 20 yardas del fortín japonés más cercano, seleccionaron su objetivo y, con mucha anticipación, lanzaron su primer cohete. Aunque esta granada erró por completo el objetivo, los hombres estaban tan satisfechos con su éxito parcial que inmediatamente volvieron a cargar el arma, apuntaron con más cuidado y lanzaron un segundo cohete. Esta vez anotaron un impacto directo y demolieron el fortín. Ahora muy animados, concentraron sus cohetes en otras posiciones japonesas, con Spencer sosteniendo la bazuca y Graves volviendo a cargarla, gritando: "¡Abran paso a la artillería!"

Spencer y Graves se desplazaron de una posición cubierta a otra, volando, matando a los ocupantes de los fortines o asustándolos para que huyeran. Durante los intervalos entre cargar y disparar el lanza cohetes, Graves disparó con su rifle M-1, y en una ocasión mató a tres japoneses que huían. Spencer y Graves dispararon la bazuca periódicamente durante tres horas.

Imagen
La dotación de un lanzacohetes estadounidense a punto de entrar en acción – Bouganville Mar 1944..........................

Fuentes: Battle for Bougainville - Hell on Hill 700. Stanley A. Frankel
US WWII Bougainville Photo Group –US & Japanese KIA -GRAPHIC. Historical Media, LLC

Saludos. Raúl M :carapoker:.

Avatar de Usuario
Tigre
General de Ejercito
General de Ejercito
Mensajes: 9157
Registrado: 23 Dic 2007 02:29
Ubicación: Argentina
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 9 veces

Re: Bougainville 1943-44.

Mensaje por Tigre »

Hola a todos :D; algo más.......................................

Infierno en la colina 700.

El Soldado de Primera Jennings W. Crouch y el Soldado William R. Andrick, armados con BAR, avanzaron con su pelotón en el movimiento inicial a través de la cresta barrida por el fuego. Luego, bajo el fulminante fuego japonés, corrieron hacia los fortines ocupados por el enemigo en el resto de la colina. Desde su posición final a 15 yardas de los mismos, comenzaron su asalto, disparando sus fusiles ametralladoras desde la cadera a medida que avanzaban. A Crouch perdió un ojo, entre otras heridas, y una bala de calibre .25 atravesó la muñeca izquierda de Andrick. Al llegar a posición enemiga, dispararon un flujo constante de fuego en la entrada hasta que todos los ocupantes murieron.

En el sector de la Compañía E, el Soldado de Primera John E. Bussard estaba buscando venganza. Treinta y seis años, casado y padre de tres hijos, Bussard estaba exento de reclutamiento, pero se alistó inmediatamente después de enterarse de que un hermano menor había muerto en acción en Nueva Guinea. Finalmente llegó al frente con una sola idea: vengar a su hermano. Para el 10 de marzo, había matado a un soldado japonés, pero para él tener uno por uno estaba lejos de satisfacerlo.

En el infructuoso ataque de la tarde del 11 de marzo, Bussard se ofreció como voluntario para subir la ladera a la cresta para observar las instalaciones enemigas, aunque otros cuatro de su compañía habían muerto y ocho resultaron heridos en intentos anteriores. Avanzando lentamente, centímetro a centímetro, llegó a un gran árbol desde el que podía ver a los japoneses. El enemigo, muy consciente de su presencia, lo mantuvo inmovilizado para evitar su regreso, y no pudo informar a su jefe respecto a sus observaciones hasta una hora después de la puesta del sol.

A la mañana siguiente, cuando el ataque estaba en peligro de estancarse, Bussard volvió a ofrecerse como voluntario, esta vez para eliminar con granadas antitanque las instalaciones a las que se había acercado el día anterior. Al atravesar un fuego intenso, logró alcanzar el refugio del mismo árbol. Disparó ocho proyectiles, pero no pudo observar el efecto porque tuvo que disparar entre ráfagas de armas enemigas, tirando de su cabeza y hombros para escapar de la lluvia de balas.

Como no se pudieron determinar los resultados, Bussard fue convocado al puesto de mando de su pelotón, un simple hoyo en la ladera de la colina parcialmente protegida por una roca de 3 pies. Ahora se decidió usar un lanzacohetes contra los fortines, y nuevamente el incontenible Bussard se ofreció como voluntario para la asignación. "Conozco mi camino allí mejor que nadie", declaró convincentemente.

Partiendo por tercera vez, ahora con una bazuca y su rifle, llegó al árbol que lo había protegido dos veces antes. El suministro de municiones era un problema, pero esto se resolvió pasando cada ronda a mano a lo largo de una línea continua que se extendía por la ladera de la colina hasta que el hombre en la parte superior podía arrojar el proyectil durante las últimas 15 yardas a Bussard. Dos veces el cohete no llegó a su alcance, y cada vez tuvo que arriesgarse bajo fuego enemigo para recuperarlo.

Después de seis rondas, se le dijo a Bussard que dejara de disparar, nuevamente debido a la incapacidad de observar el efecto. Tiró el lanzador sobre el acantilado y corrió a un hoyo a 15 pies de distancia donde habían permanecido tres miembros de su pelotón, inmovilizados, toda la noche anterior. Con estos tres hombres esperó a participar en el asalto que sabían que seguiría, y durante los siguientes minutos recibió fuego de los japoneses les dispararon desde los árboles a su izquierda. Bussard resultó herido en el hombro, pero logró devolver el fuego y mató a uno de los japoneses.

Fuentes: Battle for Bougainville - Hell on Hill 700. Stanley A. Frankel
US WWII Bougainville Photo Group –US & Japanese KIA -GRAPHIC. Historical Media, LLC

Saludos. Raúl M :carapoker:.

Avatar de Usuario
Tigre
General de Ejercito
General de Ejercito
Mensajes: 9157
Registrado: 23 Dic 2007 02:29
Ubicación: Argentina
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 9 veces

Re: Bougainville 1943-44.

Mensaje por Tigre »

Hola a todos :D; algo más.......................................

Infierno en la colina 700.

Aunque los efectos de las granadas y cohetes de Bussard (finalmente había sido muerto por los japoneses) no se pudieron observar mientras usaba las armas, más tarde se descubrió que dos de sus objetivos fortificados fueron demolidos y 250 japoneses muertos, muchos de ellos sin duda sus víctimas, se contaron en el área de 50 yardas inmediatamente delante del árbol detrás del cual había tomado su posición. La muerte de su hermano había sido vengada muchas veces, a costa de su propia vida.

Mientras tanto, el Soldado de Primera Vernon D. Wilks, un hombre armado con BAR de la Compañía E, había alcanzado una depresión de 1 pie que lo protegía de una ametralladora emplazada a 30 yardas de distancia. Durante las siguientes dos horas, Wilks permaneció en la depresión, disparando más de 25 cargadores de municiones y usando cuatro BAR diferentes, aunque dos miembros de su compañía murieron y 11 resultaron heridos a unos pocos metros de él.

Al levantarse de rodillas entre las explosiones enemigas y disparar bien y rápido antes de que una ametralladora japonesa fuera dirigida nuevamente hacia él, Wilks infligió grandes bajas al personal de armas que estaba deteniendo su compañía. También distrajo la atención de otro equipo enemigo de ametralladoras para que su efecto contra la Compañía F se debilitara materialmente.

Al mediodía, el Capitán Richard J. Keller de la Compañía E y el Teniente Sidney S. Goodkin de la Compañía F informaron por radio al comandante del batallón: "Creemos que los tenemos. Estamos yendo a la cima juntos". Dirigieron personalmente el asalto, desafiando a los japoneses con sus gritos y alentando a sus propios hombres.

Quince minutos después de comenzada la carga, el Capitán Keller fue abatido por el fuego japonés y gravemente herido en el pecho, pero el Teniente Sam Hendricks, un jugador de fútbol de la Universidad de Tennessee, asumió el mando sin interrupción en el avance. El propio Teniente Goodkin lideraba a sus hombres a pesar de las dolorosas quemaduras en los brazos que había sufrido antes. Una granada de humo explotó en medio de varias granadas incendiarias y las encendió. Los incendios habían amenazado a dos hombres heridos en el mismo hoyo, por lo que Goodkin había arrojado las granadas encendidas una por una para proteger a sus hombres, quemándose los brazos y las manos.

Las tropas estadounidenses irrumpieron en la colina y sobre la cresta. El Sargento de Estado Mayor Jack Foust de la Compañía E vio una ametralladora ligera abandonada, desenganchó el arma de su montura y, disparando mientras la sostenía en sus brazos, mató a un artillero japonés disparando desde un árbol a las tropas que lideraban la carga. A ambos lados de la colina, los emplazamientos restantes del enemigo estaban siendo eliminados sistemáticamente. A las 16:00 horas, el 2º Batallón había recuperado la colina 700, y las líneas estadounidenses fueron restauradas.

Los pocos japoneses que habían sobrevivido al ataque no se rendirían. Las operaciones de limpieza fueron interrumpidas repetidamente por fuego esporádico de dos fortines, cada uno ocupado por un fusilero solitario que aparentemente había cavado un túnel en la empinada colina y no podía ser desalojado. Pero quedaba un truco, y el Sargento Harold W. Lintemoot y el Soldado de Primera Gerald E. Shaner, del Pelotón de municiones e ingenieros del 2º Batallón, permanecieron en el lugar para sacarlo de su pozo.

Al llevar el equipo de demolición a un punto detrás de la cresta de la colina, la pareja preparó cargas explosivas, fijando seis bloques de TNT de media libra a una tabla de aproximadamente cuatro pies de largo y conectando un fusible de mecha lenta. A su vez, Lintemoot y luego Shaner corrieron hacia los fortines. La colina les proporcionó cobertura hasta que estuvieron a menos de 10 metros del emplazamiento. Luego se precipitaron al lugar los últimos metros restantes, colocando las cargas en la parte superior de los fortines y retirándose a posiciones cercanas que les ofrecían protección contra los escombros voladores. En segundos, los fortines fueron destruidos. Ningún japonés ahora se opuso a la ocupación de la colina.

Fuentes: Battle for Bougainville - Hell on Hill 700. Stanley A. Frankel
US WWII Bougainville Photo Group –US & Japanese KIA -GRAPHIC. Historical Media, LLC

Saludos. Raúl M :carapoker:.

Avatar de Usuario
pepero
Capitán General
Capitán General
Mensajes: 18213
Registrado: 15 Oct 2006 13:33
Ubicación: Mallorca
Agradecido : 3 veces
Agradecimiento recibido: 10 veces

Re: Bougainville 1943-44.

Mensaje por pepero »

El Soldado de Primera John E. Bussard consiguió la Distinguished Service Cross (Cruz de servicio distinguido) por esta acción. Además de la Purple Heart ( corazón púrpura). Recordemos que la Distinguished Service Cross es la segunda medalla en importancia tras Medal of Honor.

https://valor.militarytimes.com/hero/6573

https://www.honorstates.org/index.php?id=63835

Buen relato que sigo con interés de un frente secundario y poco conocido.

Saludos.
Pepe
--------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Responder

Volver a “Frente del Pacífico y resto de frentes”